Diez celebridades que empezaron desde abajo

Las siguientes historias son de lo más inspiradoras. El mundo de las celebridades tiene miles como estas para contar y sus protagonistas son muy variados; desde músicos y actores hasta inventores y magnates. Es probable que las 10 figuras que mencionaremos a continuación no valorasen de la misma manera el reconocimiento y la fama si no les hubiese costado tanto llegar a donde están. ¡Siga leyendo y descubra de quiénes estamos hablando!

10. Shania Twain

De inviernos helados en Canadá pasó a ventas multimillonarias, cheques con muchos ceros y cinco premios Grammy; Shania la pasó bastante mal antes de lograr el éxito financiero. La bella canadiense es la menor de cinco hermanos y sus padres no siempre tuvieron dinero para comprar alimentos. Si bien nunca pasaron hambre, hubo épocas en las que Shania iba sin comer a la escuela — lo que la cantante recuerda con muchísima tristeza. Cuando era joven, trabajaba en Mc Donald’s y cantaba en bares y clubes nocturnos para juntar dinero y poder ayudar a su familia. Su vida dio un giro inesperado, ¡hoy es multimillonaria!

9. Jay-Z

Sus familia y amigos más íntimos lo conocen como Shawn Carter. El apodo Jay-Z es un tributo a la línea de trenes JMZ de Nueva York que recorre Queens, Brooklyn y Manhattan. Jay-Z creció en medio en un vecindario muy precario a las afueras de la ciudad y vivía metiéndose en problemas con tal de conseguir un poco de dinero. De adolescente vendía drogas y la misma experiencia lo llevó a aprender las mañas del negocio. Era consciente de su habilidad para rapear y sabía que su talento superaba al de los demás. En la actualidad, Jay -Z sigue estando por encima del resto. Se estima que su fortuna ha alcanzado los $500 millones.

8. Oprah Winfrey

Esta mujer es de otro planeta; ¡no hay quién la detenga! Creció rodeada de pobreza en Kosciusko, Mississippi y su madre, una adolescente soltera, hizo lo posible para criarla. Winfrey fue víctima de diversos episodios de violencia por parte de miembros de su familia a la edad de nueve años. A los 14 dio a luz a su hijo, que falleció al poco tiempo. Su vida cambió por completo cuando se fue a vivir con su abuela, que le enseñó el valor de recibir una buena educación. Oprah se tomó muy en serio esas enseñanzas; ganó un concurso a la edad de 17 años y, al poco tiempo, fue contratada para formar parte de un programa de noticias en una estación de radio local. Este trabajo la ayudó a establecer los cimientos de una carrera sólida en los medios de comunicación. Desde entonces no ha parado de cosechar éxitos.

7. Jim Carrey

Jim creció en una familia de pocos recursos y tuvo que trabajar desde muy joven para poder subsistir. La vida fue bastante dura para el actor; tuvo que ver cómo su padre abandonaba sus sueños de triunfar en el mundo de la música para poder llevar alimento al hogar. A los 15 años abandonó la escuela secundaria y encontró trabajo como conserje. Por desgracia, lo que ganaba no era suficiente para cubrir los gastos. Los Carrey perdieron su hogar y se vieron forzados a vivir en una camioneta. Después de un par de intentos como comediante, Jim dejó de lado sus objetivos personales para sacar a flote a los suyos. En ese momento, surgió la oportunidad de acompañar a Rodney Dangerfield en una gira y así fue como inició su carrera para convertirse en el ícono que conocemos hoy en día.

6. 50 Cent

50 Cent, o Curtis James Jackson III para los que lo conocen bien, es otro neoyorquino que vivía metiéndose en problemas y vendía drogas en las calles para juntar algo de dinero. Creció en Jamaica, Queens y se metió en la red de tráfico de sustancias ilegales a la corta edad de 12 años. Le dispararon nueve veces mientras intentaba dejar el oscuro negocio de las drogas para poder perseguir sus sueños. Un par de años después fue descubierto por Eminem, que a su vez le presentó a Dr. Dre. El dúo dinámico ayudó a 50 Cent a lanzar Get Rich or Die Tryin’, que le permitió dar el tan anhelado salto a la fama. Con el apoyo de dos íconos como Dre y Eminem, 50 Cent alcanzó logró alcanzar un capital de $250 millones.

5. Halle Berry

Antes de que Halle Berry se convirtiera en la estrella ganadora de premios Óscar que hoy todos conocemos, vivía con su madre y soñaba con triunfar en la industria del entretenimiento. Hizo el intento en Midwest, se mudó a Chicago, participó de varios concursos y luego se trasladó a Nueva York para lograr sus objetivos de convertirse en actriz. Hacía lo posible para subsistir día a día, aunque con el tiempo se quedó sin dinero y se vio obligada a vivir en un refugio para personas sin hogar. El show Living Dolls la ayudó a no bajar los brazos. Cuando éste fue cancelado, se mudó a Los Ángeles y obtuvo un papel secundario en Knots Landing. Con el paso de los años pudo conseguir trabajos más estables que le permitieron saltar a la fama.

4. Tom Cruise

Tom Cruise nació en Siracusa, Nueva York y, al momento de graduarse en la escuela secundaria había pasado por 15 escuelas en tan sólo 14 años. A Cruise nunca le costó admitir que su padre era abusivo con él y con sus hermanos; por lo que su madre se vio obligada a traerlos de regreso a los Estados Unidos desde Canadá. La vida no fue nada fácil para el actor y pudo completar su educación en escuelas religiosas con ayuda de becas. Tom había demostrado ser muy talentoso en el ámbito de la actuación y en 1981 obtuvo su primer trabajo en el mundo del entretenimiento. En 1986 ya era toda una estrella de Hollywood y ha continuado siéndolo durante más de 30 años.

3. Hilary Swank

Hillary Swank obtuvo sus millones gracias a un gran repertorio de personajes; sin embargo, su papel de chico sensible fue lo que la lanzó al estrellato. Hilary era demasiado pobre como para llegar a donde quería. Después de que sus padres se separaran, su madre y ella decidieron mudarse de Nebraska a Los Ángeles para poder asistir a diferentes audiciones. Como no tenían dinero, tuvieron que vivir en su automóvil hasta que la madre de Hilary logró ahorrar algo de dinero para conseguir un apartamento. Después de un par de apariciones en Beverly Hills 90210, la carrera de HIlary se estancó. Fue en ese momento que la contrataron para formar parte del elenco de Boy’s Don’t Cry, la película que le garantizó su primer Óscar.

2. Steve Jobs

Steve Jobs ya no está entre nosotros pero su legado sigue más que vigente. Steve fue dado en adopción y su padre adoptivo fue quien despertó su interés por el mundo de las computadoras, la electrónica y los circuitos. Era una mezcla de genio impulsivo con hippie que experimentaba con drogas. Asistió dos años a la Universidad Reed en Portland y tuvo que abandonar la carrera por falta de recursos. Con el tiempo consiguió trabajo en Atari y, posteriormente, le dio vida al imperio Apple junto a Steve Wozniak.

ACTION PRESS/XINHUA

ACTION PRESS/XINHUA

1. Walt Disney

En cuanto a fama mundial, no hay lista que no esté encabezada por Walt Disney. Nació en Kansas City y ayudaba a su padre en el negocio de los periódicos. Hoy en día todos saben que el nombre Walt Disney es una marca registrada, pero pocos están al tanto de que el famoso guionista estadounidense abandonó la escuela secundaria para darles vida a sus sueños. Fue un hombre muy querido por todos y su perseverancia fue la clave del éxito. El patrimonio de Disney está valuado en $179,5 mil millones…¡y todo esto comenzó con un hombre y un ratón!

Walt Disney

X