Ocho razones por las que Kylie Jenner es un mal ejemplo a seguir

Photo by Andrew Parsons/REX Shutterstock

Si la familia de Kylie Jenner no fuese famosa, ella jamás hubiese triunfado en la industria. Por desgracia, no tuvo grandes modelos de conducta al crecer, por lo que no debería sorprendernos que se haya convertido en la adulta precoz que hoy conocemos. Por lo visto, ella no lo ve de esa forma. De hecho, parece disfrutar de todos los beneficios de formar parte del clan Jenner-Kardashian. Con tantas responsabilidades en su haber, fue inevitable que creciera de golpe. Mientras muchas niñas pequeñas jugaban con muñecas Barbie, la pequeña Kylie aparecía en televisión, modelaba y era imagen de productos de marcas famosas. No obstante, los precios a pagar por la fama y el éxito son muy altos. A continuación, le presentamos ocho razones por las que Kylie es una mala influencia para la juventud.

8. Su relación con Tyga

La relación que Kylie mantiene con Tyga es bastante controversial. Así como ella no es la típica adolescente de 17 años, él tampoco actúa como un adulto de 25 años – es rapero, tiene un hijo de dos años y una ex prometida malvada. La diferencia de edad combinada junto a la cantidad de groserías que rapea sobre su novia, hacen que este romance sea intolerable para el público. Además, el mensaje que transmite a la sociedad sobre el rol de las mujeres es terrible.

Photo by Broadimage/REX

7. Sus videos morbosos en SnapChat

Kylie es una de las personas más populares de SnapChat. No es nada descabellado, ya que las niñas de su edad quieren ser como ella y los muchachos disfrutan de ver sus videos morbosos. Si pretende ser un modelo femenino a seguir, debería dejar de exponerse de esta manera en las redes sociales. A veces, un poco de privacidad viene bien.

Video publicado por Kylie Jenner Snapchats (@kylizzlesnapchats) el 27 de julio de 2015 a las 7:26 p.m. PST

6. Su fascinación por las cirugías plásticas

La obsesión de Kylie por las cirugías plásticas inmediatamente la convierte en un pésimo modelo a seguir. Su mayor inseguridad son sus labios. En lugar de aceptar lo que Dios le ha dado, tomó los consejos de su hermana mayor Kim y comenzó a aplicarse inyecciones de colágeno. En los últimos años, su boca no ha parado de crecer y, aún así, ella se niega a aceptarlo. El fanatismo de sus seguidoras ha llegado tan lejos que inventaron el desafío Kylie Jenner, que consiste en introducir los labios en un recipiente de vidrio para después succionar el aire tan fuerte como se pueda. Como se imaginará, lo único que obtuvieron a cambio fueron lesiones severas. Después de muchísima controversia, Kylie admitió que se aplicaba inyecciones. Que alguien tan joven recurra a este tipo de tratamientos nos parece pésimo.

Photo by Jonathan Hordle/REX

5. Sus fotografías de Instagram demasiado exhibicionistas

Kylie se muestra provocativa tanto en SnapChat como en Instagram. Con sólo echarles un vistazo a sus publicaciones, se dará cuenta de que es una de las adolescentes más narcisista de la tierra. Como si esto fuera poco, es una verdadera exhibicionista. Nos parece que muestra demasiada piel como para tener 17 años. La mayoría de sus fotografías en Instagram no son aptas para ver en la oficina o en compañía de menores de 18 años. El hecho de que tenga más de 30 millones de seguidores es bastante desalentador, ya que la posiciona entre las 10 primeras personalidades más populares de las redes sociales. Fotografía publicada por King Kylie (@kyliejenner) el 11 de julio de 2015 at 11:12 a.m. PST

A photo posted by King Kylie (@kyliejenner) on

4. Sus atuendos diminutos

Kylie nos muestra demasiada piel. Constantemente exhibe su abdomen radiante y su escote es monumental. Su vestimenta la hace ver mucho más mayor de lo que es y hasta le quita estilo. Ninguna adolescente debería vestirse como Kylie – lograrán ser el centro de atención por los motivos equivocados.

Photo by Andrew Parsons/REX Shutterstock

3. Su círculo íntimo altamente tóxico

Se nota que sus hermanas aman a Kylie, pero no se puede negar que son pésimas consejeras. Tanto Kim como Khloé la alentaron a que se aplicara inyecciones labiales para combatir sus inseguridades. Kylie pasa mucho tiempo con ellas y no parece notar que todas viven etapas distintas. Ellas están en la treintena y Kylie es una adolescente.

La más pequeña del clan también pasa demasiado tiempo con Tyga y sus amigos bastante mayores. Necesita tener más amigos de su edad. Este tipo de influencias no le está haciendo nada bien.

Tinseltown / Shutterstock.com

2. Su falta de respeto por la ley

Kylie no destaca por ser la mejor conductora. Siempre se toma fotografías para Instagram en lugar de prestarle atención al volante y hasta se la ha visto enviando mensajes en reiteradas ocasiones. Está claro que no le interesa respetar las leyes, por lo que transmite un pésimo ejemplo para sus seguidores.

Fotografía publicada por King Kylie (@kyliejenner) el 18 de junio de 2015 a las 2:47 p.m. PST

A photo posted by King Kylie (@kyliejenner) on

1. La falta de atención por parte de sus padres

Creemos que Kris y Caitlyn no le han dado a Kylie el apoyo que necesita, probablemente porque ya tenían bastante con qué lidiar en sus propias vidas. A lo largo de su adolescencia, sus padres la trataron como si fuese una adulta. Puede que esté ganando mucho dinero, pero no tiene la madurez suficiente para comportarse como tal. Su familia ha cometido un gran error al darle tanta independencia. Todavía no está lista.

Photo by Andrew Parsons/REX Shutterstock
Avatar

Mike McAninch

X